viernes, 26 de septiembre de 2008

Las minificciones de Seis Escritores

Como resultado del ejercicio de Minificción y sus derivados, publicamos a continuación algunos textos de Seis Escritores. Para esta ocasión tuvimos el privilegio de compartir sesión con el escritor Carlos Castillo Quintero, de quien referimos también un texto.

-------------------------------------------------------------------

Muerte y gramática
Por: Andrés Díaz
La muerte no tiene gramática punto y coma cerró los ojos guión los acreedores llegarían pronto coma el juez con la orden de desahucio cierra guión miró las fotos sobre la mesa punto y coma los suyos quedarían a salvo coma el seguro pagaría las deudas punto y coma miró la lluvia coma abrazó en silencio sus recuerdos coma agradeció el amor y perdonó a todos punto y coma los antidepresivos lo condujeron por senderos de sueño dos puntos ya no regresaría nunca punto final

-------------------------------------------------------------------



Oráculo de Delfos

-
Por: Raúl Harper
Lo había intentado por años sin ningún resultado. Se cargó el morral al hombro y dijo:
—Tomaré el camino fácil, conoceré el universo para saber quién soy.
-

----------------------------------------------------------------


¿Buenas?, ¿buenas?
-
Por: Sergio Gama
—Buenas, buenas —golpeó a la puerta de la habitación—… buenas… buenas —nadie abrió, pero ¿quién podría culparlo?; yo no le abriría la puerta a alguien que murió hace más de cuarenta años, ni aunque fuera mi madre.
-
-----------------------------------------------------------------

Sábado

Por: Oscar Nossa
A mamá no le va a gustar tu blusa, es, ¿Cómo lo dijera?, delgadita. ¿Delgadita? Pero me puse una franela debajo. No importa, mirate en el espejo, si vez. ¿Qué? Has crecido Mariana, has crecido.
-

------------------------------------------------------------------

La última cena

-
Por: Gabriel Umaña Suárez
Nunca quise saber más sobre aquellos horrorosos seres, con el sabor amargo de sus tripas y el dolor que me produjeron sus espinas dorsales enterradas en mi garganta, me fue suficiente.
-

-----------------------------------------------------------------

Al alba

Por: Roberto Sánchez Cajicá
Quisiera irme de este lugar…
Ahora mismo…
Tomar la trocha…
Y si me recuerdan…
Que solo vean la montaña.

----------------------------------------------------------------------

Cuento de Navidad
-
Por: Carlos Castillo Quintero*
El niño obligó a su mamá a abrir las piernas —la forzó— la hizo mujer, recorrió su conducto vaginal, se ahogó con sus flujos, hirió sus mejillas con su vello público y, como recompensa, pudo asomar la cabeza, sintió el aire mortecino del establo y ya se disponía a incorporarse al torrente de sombra que lo aguardaba cuando su madre recuperó el aliento —la fuerza— y con sus manos ensangrentadas lo obligó a desandar el camino, lo empujó, lo retornó a su matriz, y cerró las piernas para siempre.
-
*Escritor invitado

------------------------------------------------------------------

6 comentarios:

sergio eduardo dijo...

siento que en la minificción hay un camino que puedeser interesante para todos...

ahora la cosa es de trabajarle, de escribir y ver a donde nos lleva el río...

Gabriel Umaña Suárez dijo...

Estoy de acuerdo con el comentario de Sergio. La mayoría de nosotros apenas dimos el primer paso en este universo de precisión y aunque falta mucho por trabajar, creo que puede ser una muy buena alternativa literaria para todos. El ejercicio nos dejó muy gratas sorpresas. Confieso que el texto que mayor interés me causó fue el de Andrés, el mensaje es claro y contundente, pero más allá de eso, la propuesta en la grafía es muy interesante. Saludos y éxitos literarios para todos!

Raul Harper dijo...

La minificción es un mundo que apenas estoy conociendo, pero que me ha generado una emoción nada mini. Algunas minificciones se incrustan en la memoria y permanecen en ella dando vueltas. Creo que seguiré escribiendolas. Esta mañana cuando desperté, la minificción todavía estaba allí.

Monica Montaña dijo...

…Que buen juego el de Raúl con el texto de Monterroso… Aprendiendo del tema, intentando, leyendo, escribiendo y conociendo más acerca del universo de los minicuentos y las minificciones, aquí unas percepciones del los textos publicados: “Muerte y gramática”, es llamativo y creo que novedoso el juego de involucrar las puntuaciones como parte activa de la narración. Es interesante cómo se puede leer una historia dentro de la otra, o algo así. En “El Oráculo de delfos” aunque la idea puede parecer repetitiva, es la sencillez misma del texto la que lo sustenta. En “¿buenas, buenas?” Hay una idea rescatable que, creo, podría ser más trabajada, presenta un desorden de la puntuación que hay que ajustar (ha no ser que sea a propósito). En “Sábado”, recomendaría señalar con guiones y anular el “delgadita” que está entre signos de interrogación. “La última cena” es un texto muy bueno a mi juicio, narra la situación sin mencionar nombres propios o definiciones. La anécdota base nunca se menciona pero se lee perfectamente, eso me gustó mucho, el título es excelente. De “Al alba” debo decir que me pareció un texto bellísimo, atrae también como poema. Del “Cuento de navidad”, de nuestro director de taller, debo decir que me impactó… “el aire mortecino del establo”… imagen dura pero excelente, que planta el panorama en los ojos del lector. Lo siento como un texto fuertísimo. El juego de doble sentido de la palabra “público” es perfecto para la intención; también me gustó mucho el uso entre guiones “-la forzó-,-la fuerza-“, le imprime carácter al texto.
En general son textos de mucho valor. Un saludo, gran trabajo.

Liliana Montes dijo...

Aunque no sé mucho del tema, creo que la minificción se acerca mucho a la poesía por lo que creo que muchos de los cuentos publicados tienen una esencia poética muy bonita. Confieso que no entendí de una el sentido de algunos, muchos necesitaron una segunda y hasta una tercera lectura. Envidio la capacidad de análisis de la compañera que escribe arriba de mi. De todos me gustó el primero y el del alba, la imagen muy buena. El de la navidad es super fuerte y te deja pensando, no me queda clara la relación con la Navidad, pero creo que es más por ingnorancia mía que por fallas en el escrito. Sigan así.

jorge rubio dijo...

Qué tal buen día. Represento a la revista Síncope y soy el encargado de la sección de minificción. Quisiera saber si alguno de los escritores de esta página está interesado en colaborar con nosotros.

Espero su pronta respuesta. Pueden mandar sus textos a: jorgeganja@hotmail.com

Muchas gracias.